9 de Diciembre de 2015

La venganza será terrible del 08/12/2015

Auditorio de Radio del Plata, Ciudad de Buenos Aires.

Alejandro Dolina, Patricio Barton, Pablo Fábregas

Segmento Inicial

  • Barton: “Cómo me gustan las visitas guiadas a fábricas”

Segmento Dispositivo

  • Monsieur de Lucente

    ♫ “Como aquella princesa” de Joaquín Mora y José María Contursi (Hugo del Carril)

Segmento Humorístico

  • “Mamá comprame un pan dulce”

Sordo Gancé/ Manuel Moreira

  • Temas:

    ♫ “Blackbird” de The Beatles

    ♫ “Los cosos de al lao” de Marcos Larrosa y José Canet

    ♫ “Rubias de New York” de Carlos Gardel y Alfredo Le Pera

    ♫ “Lejana tierra mía” de Carlos Gardel y Alfredo Le Pera

    ♫ “Desafinado” de Joao Gilberto

    ♫ “Insensatez” de Tom Jobim

    ♫ “Suerte loca” de Anselmo Aieta y Francisco García Jiménez

    ♫ “Vaya con Dios” de Julio Iglesias

Comentarios (3)

Viyi
Viyi el 10 de diciembre de 2015 16:53 en La venganza será terrible del 08/12/2015 dijo:

Puede que no exista ningún lugar seguro en el mundo, porque no hay ningún lugar seguro entre los hombres que tienen más de chimpancé que de estrella (en el planeta de los simios el orden de los factores no altera el producto). Que cada uno elija y se defina.
¿Saben? existe un lugar sin embargo, donde los hombres tienen más de estrella que de chimpancé... y es la verdadera Música.
Cuando escucho el tramo musical de El maestro Gancé y sus Músicos de Honores, olvido el zoológico y el zoo- lógico. Imagino que si el Creador nos dio el ángel de la música, como el oro de la palabra a los árabes, ha perdonado a todos menos uno. ♥* :( :)

claudio.ron.90
claudio.ron.90 el 11 de diciembre de 2015 12:05 en La venganza será terrible del 08/12/2015 dijo:

Solo una cosa más.
Desde que supe que existía la famosa "grieta", o mejor dicho, que lo que eran simples diferencias de opinión pasaron a ser un hecho concreto, identificable y con nombre propio, no dejo de pensar en la España de los años 30, el Vietnam de los 70 , la Nicaragüa de los 80, el Iraq de los 90 y por supuesto la Siria actual. Hay más pero por no aburrir.
El mal no conoce de fronteras, religiones, idiosincrasias ni estatus económico o cultural.
En Argentina, país laboratorio de ensayos socioculturales donde los haya, lo que antes era enardecimiento político está dando paso a sentimientos destructivos, ofensas sin vuelta atrás y enfrentamientos sociales cada vez más severos.
Hay mucha gente que ha decidido dejar de hablarse con amigos de toda la vida por este asunto, solo por poner un ejemplo.
Cuidado muchachos. Presten atención a los síntomas y no se dejen usar.
No es joda.