7 de Junio de 2010

La venganza será terrible del 07/06/2010

Programa desde el auditorio de Radio Nacional
Con Dolina, Barton, Schultz

SEGMENTO INICIAL

  • Dolina no pudo renovar el carnet y no le vendieron un televisor

SEGMENTO DISPOSITIVO

  • Cola di Rienzo (Nicola Gabrini)
  • Yira, yira (C. Gardel)

SEGMENTO DE HUMOR

  • La casa me tiene podrida: como puedo ganar dinero
  • Tarea fina (Los redonditos de ricota)

SORDO GANCÉ

  • Viejo rincón
  • Madame Ivonne
  • Desafinado
  • El pensamiento
  • Golondrinas

Comentarios (27)

Carla
Carla el 8 de junio de 2010 20:08 en La venganza será terrible del 07/06/2010 dijo:

Panquques..... mmmm, dificil que el chancho chifle... mis capacidades culinarias son.. ¿como decirlo?, nulas.....
Aca tengo una empanadas (hechas por mi vieja), si quieren algo saladito antes del postre, mas no les puedo ofrecer....

Pacha
Pacha el 8 de junio de 2010 20:12 en La venganza será terrible del 07/06/2010 dijo:

Pan- que- ques!!! siiiiiiiii quiero unoooooooo...podemos ponerle un licorcete y hacer una llamarada tipo cumpleaños de 15...no te preocupes Theflaq que salimos al patio, no vamos a andar quemando tu casa...jejejeje... Andrea Silvina largue el Diccionario de la real academia y amuchese a comer panqueque...eso si con mates si azucar porque ya se nos viene el finde encima...jejejejeje

Carla
Carla el 8 de junio de 2010 21:50 en La venganza será terrible del 07/06/2010 dijo:

mmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmm................
Disculpen la baba al final del comentario, ahora la seco....¡Cuidado, no pisen el charco del piso!... eso tambien lo voy a tener que secar..................

Angie
Angie el 8 de junio de 2010 23:03 en La venganza será terrible del 07/06/2010 dijo:

¡Sí, Carlitos!!! Lo conocí allá por lo 70´ en Gesell.Qué bueno.Y los panqueques salados para que te cuento.¿Viste que cada variedad homenajea a un personaje de la historia, el deporte , el arte? Pintoresco.
Hay un local, hace años, a tres cuadras de mi casa, en la calle Nogoyá al 3000-Barrio de Villa del Parque, donde voy a ahogar las penas y ensanchar las caderas, con el plus, para mí, claro, de degustarlos mientras miro el escudo del club de mis amores e infortunios, el Racing Club (anexo).